Dark-Gothic Rock: Los manifiestos fúnebres de la escena (Parte 2)

Por Eduardo Lenti

Algunas de las bandas más sobresalientes del género, son las que a continuación aparecen en breve reseña.

AND ALSO THE TREES, fue uno de los grupos que a pesar de su talento y a su condición de innovadores, tuvo un arte consumido por círculos pequeños. Desde los primeros lanzamientos en 1982, el cuarteto liderado por Simon Huw Jones (vocalista y letrista), estuvo explorando en un sonido absolutamente personal, influenciado por el romanticismo de la pintura pre-Rafaelista del siglo XIX. Sonido delicado y elegante: otoñal, luego desempolvado y engullido por la generación de bandas góticas de los primeros noventa. La mejor etapa es la comprendida por los albums AND ALSO THE TREES (1984), VIRUS MEADOW (1986) y los singles Shantell (1983), The Secret Sea (1984) y A Room Lives In Lucy (1985). La banda estuvo formada desde siempre por Simon Huw Jones (voz), Steven Burrows (bajo), Nick Navas (percusión y batería) y Justin Jones (guitarra, órgano).

IN CAMERA, fue una de las valiosas bandas que aportó 4AD en los primeros años y que destacó por su agresividad rodeada de paisajes tétricos. La base rítmica recordaba mucho a la de los Joy Division, el rasgueo de las guitarras a los Gang Of Four, y la entonación de David Steiner a la de John Lydon. De las nueve únicas grabaciones registradas durante 1980, son especialmente memorables Final Achievement y Die Laughing, ésta última incluida en el primer 7” y sobre todo, Fragments Of Fear y la exquisita instrumental The Conversation con su piano clasicista y lóbrego al mismo tiempo, ambas incluidas originalmente en el 12” IV SONGS.

CHRISTIAN DEATH, banda emblemática de California formada por Rozz Williams en los últimos meses de los setenta, reconocida como precursora del denominado Death-Rock de la costa oeste.

Tras una serie de presentaciones locales, arrastrando con ellas sus primeros incondicionales seguidores, publicaron el album debut ONLY THEATRE OF PAIN (1982) bajo el sello Frontier.

Rozz Williams contó con el apoyo de los músicos Rikk Agnew, George Belanger y James McGearty además de la participación vocal en coro de Eva O y Ron Athey. El debut recopilaba gran parte de las composiciones de Rozz en los primeros ochenta, todas ellas con la distintiva frenética base rítmica, creando desde las cuerdas atmósferas caóticas y desesperantes, ideales para los agónicos y sensuales relatos de Williams, relatos por cierto, inspirados en las bajas pasiones, el ocultismo y en la religión, mofándose de ella tras de su grotesco maquillaje y su exuberante atuendo. Las magníficas Romeo’s Distress, Spiritual Cramp y Figurative Theatre, entre otras, serían poco más tarde de gran influencia para la escena británica, concretamente para las propuestas de bandas como Specimen y Sex Gang Children.

Only Theatre Of Pain fue re-editado durante 1983 en Europa. Poco más tarde, se publicó en Francia el EP DEATHWISH (1984) conteniendo seis temas de la misma sesión del album debut, aunque posteriormente añadidos a la edición CD. En los Estados Unidos, esos seis cortes aparecieron como parte del sampler HELL COMES TO YOUR HOUSE con los 45 Grave y los Superheroines. Entre ellos, destacaba la nueva versión de Romeo’s Distress (algo más cristalina aunque igualmente enérgica), y la exagerada y desgarradora Desperate Hell.

Por aquella época la banda dejó de existir como tal. Las presentaciones de aquel Christian Death fueron teloneadas por la banda Pompeii 99, igualmente californiana y de similar propuesta, en donde militaba Gitane Demone (voz, teclados) y Valor Kand (guitarra). Rozz Williams, invitado por el propietario del sello francés L’Invitation Au Suicide, Yann Farcy (quien licenció la salida del material inicial), se trasladó a París para grabar el nuevo disco de estudio, contando con los miembros de Pompeii 99. Producto de esa unión fue CATASTROPHE BALLET (1984), grabado en los estudios de Rockfield de Monmouth, Gales, influenciado por la literatura y arte de Rimbaud, Duchamp y Magritte, entre otros.

Se trataba de un disco evidentemente mejor producido, ciertamente menos crudo. En él, las guitarras no eran más las protagonistas sino que cumplían el papel de un elemento más en la musicalización, ahora más elegante con unos teclados de mayor presencia en las atmósferas, y con un Williams exageradamente controlado. Sleepwalk y The Drowning, seguramente las dos piezas más identificativas del disco, son un ejemplo clarificador que nos grafica como a costa de una mejor producción, la banda renunció al característico estilo que los hizo legendarios.

Luego de la gira de presentación del album en cuestión a través de Europa, retornaron a Los Ángeles, ciudad en donde grabaron ASHES (1985), disco que sólo contó con un show promocional realizado en el Roxy Theatre de Hollywood, tras el cual Rozz Williams decidió abandonar a la formación. Fue precisamente su rechazo a continuar con la gira de Ashes por Europa lo que lo llevó a tomar tal decisión. Luego del divorcio, los restos de Christian Death deberían de haber continuado bajo el nombre de Sin And Sacrifice tocando en las actuaciones sólo material en el que colaboraron, sin embargo, tal acuerdo no se respetó. Valor se erigió como el nuevo líder de los Christian Death, cantando incluso temas del Only Theatre Of Pain de Williams.

El preciado THE WIND KISSED PICTURES (1985) aparecido bajo el nombre de The Sin And Sacrifice Of Christian Death fue la primera grabación bajo el liderazgo de Valor, es sin embargo, ATROCITIES (1986), el disco definitivo del nuevo guía y el primero acreditado al nuevo Christian Death. Un trabajo, evidentemente, más acústico y refinado, de exóticos tambores y cuerdas, como en Strange Fortune, por ejemplo, incluso, por momentos algo desenfrenado (Ventrilo Quist) intentando, con relativo éxito, recrear las caóticas atmósferas de la época inicial con Williams. Sin duda, Atrocities fue el trabajo más destacado de los Christian Death regentados por Valor Kand. Notable Will-O-Wisp o las guitarras sostenidas de Tales Of Innocence, en fin...

El mediocre y fingido SCRIPTURES (1987), SEX & DRUGS & JESUS CHRIST (1988) con la cada vez más frecuente presencia de Gitane Demone, y THE HERETICS ALIVE (1989) fueron algunos de los numerosos intentos fallidos de Valor Kand y su banda. Ninguno de estos lanzamientos pudo superar a los que se realizaron bajo el liderazgo de Rozz Williams.

En 1989 la formación original del The Only Theatre Of Pain fue reunida para un exitoso tour por los Estados Unidos y Canadá. Del mismo se extrajo SLEEPLESS NIGHTS: LIVE 1990, el disco-concierto que reunía todas sus viejas e irremplazables composiciones. Debido a la acogida del público, el sello Cleopatra publicó THE IRON MASK (1991) con algunos nuevos temas de Rozz y de su inseparable pareja Eva O. Fue entonces cuando las dos agrupaciones, la liderada por Rozz Williams (el fundador), y la (supuestamente) oficial liderada por Valor, co-existieron.

THE PATH OF SORROWS (1992) y THE RAGE OF ANGELS (1993) concretaron la nueva fase creativa de Rozz Williams, quien se encargó de escribirlos y producirlos, además de tocar el piano y las guitarras. El primero resultó ser un trabajo de atmósferas mágicas y misteriosas, Book Of Lies, In Absentia y Mother son prueba de ello. The Rage Of Angels en cambio, estuvo predominado por composiciones más en la línea clásica de Christian Death, es decir, agresión, energía y oscuridad como consigna.

En 1998 Rozz Williams decidió obsequiarle definitivamente el nombre ‘Christian Death’ al talento siempre discutible de Valor Kand. Williams optó inexplicablemente por el suicidio. Fue una inmensa pérdida para la escena gótica.

Pero el talento de Rozz Williams no sólo quedó plasmado en los mejores discos de la banda Christian Death, sino que se extendió a sus proyectos Heltir, Shadow Project, y muy especialmente PREMATURE EJACULATION, en donde desplegó todas sus grandes dotes como músico de vanguardia, creando atmósferas repletas de detalles, ‘musicalizando’ el ruido como pocos, dándole el uso adecuado a las frecuencias y los timbres de forma relevante, imitando sonidos de la naturaleza y de maquinarias, montando diversos motivos, pista sobre pista, siguiendo las técnicas y conceptos de la música electrónica concreta, logrando con ello algo muy importante, abstracción: Psicodelia. Son pues, en extremo recomendables las obras NECCESARILY DISCOMFORTS (1993) y ESTIGMATING THE TIME OF DEATH (1994).

THE CULT, quinteto formado en Bradford y liderado por el vocalista Ian Astbury, con su marcada obsesión por la cultura India norteamericana, a su paso dejó dos de los mejores plásticos británicos del género, DREAMTIME (1984) y LOVE (1985), ambos, con altas dosis de la energía Hard-Rock de los primeros setenta, en comunión con un after-Punk letal. En los siguientes trabajos variaron la fórmula aunque sin conseguir el nivel de los dos iniciales. Igualmente de interés se mostraron en su etapa como SOUTHERN DEATH CULT (1982) y DEATH CULT (1983) junto al guitarra Billy Duffy (ex-Theatre Of Hate) y al batería temporal Nigel Preston (ex-Sex Gang Children).

PLAY DEAD, formados a fines de 1980 en Oxford por Steve Green (guitarra), Rob Hickson (voz), Pete Waddleston (bajo) y Mark ‘Wiff’ Smith (batería), luego de las obligadas sesiones para la BBC emprendieron un tour con los Sex Gang Children. Algunas de las características de su estilo fueron, tratamiento acústico oscuro, guitarra disonante y rítmica energética. Su período de vida se rompió en 1985 dejando a su paso algunos destacables singles como Propaganda, TV Eye, This Side Of Heaven y Break.

X- MAL DEUTSCHLAND, fue uno de los grupos más personales y exploradores del estilo en los primeros ochenta. Ciertamente, el chispazo femenino que necesitaba el Dark-Gothic Rock para seguir evolucionando. Desde el lanzamiento del primer single Incubus Succubus en 1982, desarrollaron temas de trepidantes velocidades, apoyados sobre la contundente base rítmica de Manuela Zwingman, y adornada de los punzantes rasgueos de la guitarra de Manuela Rickers. Sin duda, Siouxsie Sioux fue una de las razones fundamentales de la existencia de este quinteto germano, así como también lo es de la banda femenina MALARIA. Lo cierto es que los combos góticos liderados por chicas que afloraron en adelante, tuvieron inevitablemente como punto de referencia a esta banda, reconocida como una de las fundadoras del Gótico en Alemania y como toda una escuela del estilo tras la edición de los dos brillantes primeros albums FETISCH (1983) y TOCSIN (1984).

Temas:

Comentar